ENTREVISTA DE RJA A MARGA CLARK

 

¿Cuál es el origen de toda tu creación?

Definitivamente la poesía.

¿Qué distinción haces entre el mundo de la imagen y el mundo de las palabras?

Me es difícil separar el mundo poético de lo visual, porque con ambos medios intento ir más allá de la simple apariencia de las cosas. Uso tanto la imagen como la palabra como metáforas y símbolos que desvelan mi realidad. Con la poesía busco con la mirada dirigida hacia adentro y con la fotografía encuentro con la mirada dirigida hacia fuera. Por eso siempre he dicho que la poesía es “Visión” porque te pone en contacto con la realidad invisible, esa realidad interior que a veces es tan desconocida, mientras que la fotografía es “Mirada” porque por su propia naturaleza se limita a documentar la realidad y nos reafirma más en ella.

¿Qué significa para ti la poesía?

Es una luz que me va iluminando el camino. Por eso escribí en uno de mis poemas: Escribo para encontrar luciérnagas en la noche. Hay dos palabras que me vienen a la mente cuando pienso en la creación poética, una es “invisibilidad” y la otra “misterio”. Como digo en uno de mis poemas: Algo caía hacia adentro / lo reconocí al instante/ era invisible / e innombrable. Porque para mí la poesía se manifiesta cuando el ser humano es capaz de trascender su realidad para establecer un diálogo con lo invisible.

Has cultivado diferentes géneros literarios como, la poesía, novela, ensayo, libros de bibliófilo, libros de artista, así como vídeo/arte y obras de artista multidisciplinares. En qué genero te has sentido más identificada y realizada?

Tengo que admitir que en casi todas mis obras me he sentido realizada. El camino de la creación, que es solitario y a veces arduo y pedregoso, es una forma de levitación, una manera de ausentarte, aunque sólo sea momentáneamente, de todo lo que te rodea. Cada obra es un escalón que subes y que te hace avanzar hacia adelante. Incluso los errores que cometes te sirven para aprender y para ayudar a esclarecer un poco más esa niebla que nos impide vislumbrar con más claridad el misterio de nuestro propio destino que, al menos para mí, es lo más apasionante de nuestra existencia.

Qué poemario has leído recientemente y habla un poco de él.

He leído bastantes, porque tengo muchas amigas y amigos poetas que han publicado recientemente, pero para que no se pique nadie, te diré que el libro más visitado es el que tengo en mi mesilla de noche de mi admirado poeta Antonio Gamoneda: Esta luz. En él encuentro Verdad, Luz, Paz y Armonía. Él fue quien me guió y animó a publicar mi primer poemario: Del sentir invisible.

He observado al ver tu obra que ves el mundo de las imágenes en blanco y negro. ¿De qué color ves la poesía?

A veces la veo como una luminosa oscuridad, y otras como una oscura luminosidad. A mí me gusta pensar que la hebra que une mi poesía es una luz que a veces es penumbra y otras oscuridad, de manera que carece de un sólo color porque los irradia todos.

Cuál es tu poema preferido(de tu propia obra). Compártelo.

Era un sueño
no, era un pájaro que volaba con mis sueños
no, era yo que volaba en mi sueño
no, era el sueño que me abandonaba
no, era yo que escapaba del sueño
no, era yo que huía de mí
no, era yo
no era
NO.

Del Poemario: Luzernario
Huerga y Fierro, 2013

Cómo se caza un Ángel.

Ya lo he cazado alguna vez, y también alguna musa y algún que otro duende, pero como tú comprenderás no te voy a desvelar mi secreto.

Cómo se hace el amor en un globo.

Todavía no lo he probado, pero me imagino que “volando” y observando la naturaleza que es de lo más erótico que existe.